En arroz con pollo intentan ingresar celular en centro penitenciario

En arroz con pollo intentan ingresar celular en centro penitenciario

Centro Penitenciario de Choluteca

Dos mujeres detenidas al tratar de introducir aparatos tecnológicos

Las fèminas podrìan ser acusadas en cumplimiento a la Ley de Limitaciòn de las Comunicaciones en los centros penitenciarios.

Choluteca. Envuelto en papel aluminio y en medio de la comida fue encontrado un teléfono celular que Joselin Daniela Padilla, le llevaba a un privado de libertad del Centro Penitenciario de Choluteca.

Según el informe, a las 9:40 de la mañana la señora Padilla llegó al área de requisa, procediendo a revisar una paila conteniendo arroz con pollo, descubriendo el teléfono celular envuelto en papel aluminio.

La fémina visitaba al interno Ervin Valladares, quien recibiría el aparato marca Huawei, color azul oscuro.

Manos libres

A las 11:20 am, las agentes requirieron a Rosa Margarita Urrutia, quien de manera oculta pretendía introducir so establecimiento: una cámara fotográfica, un cargador de batería, diez (10) Manos libres, cinco (5) guías de cargador.

Las autoridades indicaron que los aparatos tecnológicos iban envueltos entre la ropa que le llevaba a Lener Banegas Larios alias «El Tio» del módulo Los Sampedranos.

Acciones

Se informó, que ambas mujeres fueron puestas a la orden de las autoridades competentes para que deduzcan las responsabilidades del caso.

Al respecto, las autoridades del Instituto Nacional Penitenciario (INP), indicaron que a las féminas se les aplicará el Reglamento Disciplinario para la Visita en los Centros Penitenciarios.

De iniciarse una acción legal en contra de las mujeres, se les aplicaría lo establecido en la Ley de Limitación de las Comunicaciones en Centros Penitenciarios que establece una pena de tres (3) a cinco (5) años de prisión, mas una multa de cincuenta (50) a cien (100) mil lempiras.

De Interés

Más de cincuenta personas han sido detenidas por tratar de introducir droga o aparatos tecnológicos en los centros penitenciarios.

FUENTE: Instituto Nacional Penitenciario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *